El Gobierno aprueba el plan para las hipotecas frágiles con “flecos por cerrar” y las dudas de la banca
Economía

El Gobierno aprueba el plan para las hipotecas frágiles con “flecos por cerrar” y las dudas de la banca

El Gobierno ha aprobado hoy el bulto de medidas dirigido a calmar la carga hipotecaria bajo riesgo de vulnerabilidad por el aumento de las clases de interés. Y lo ha hecho sin que se haya cerrado claramente el pacto con la banca, que precisa “cerrar los últimos flecos” para dar su apoyo terminante, si bien estos “flecos” pueden tener un mayor calado de lo que espera la ministra de Temas Económicos, Nadia Calviño, cuyo equipo técnico prosigue aún en conversaciones con las patronales bancarias -AEB, CECA y UNACC- y el Banco de España para conseguir por lo menos un apoyo “simbólico” y dotar de entidad a la resolución del Consejo de Ministros, algo que la banca confirma que está presto a hacer mas “si se nos garantizan ciertas garantías para la estabilidad financiera del sistema”, insisten, si bien “nuestra pretensión ha sido siempre y en todo momento respaldar medidas que asistan a nuestros clientes”, mas aún se discuten “aspectos muy técnicos mas fundamentales para nosotros”.

Ya, la ministra solo ha conseguido el apoyo bancario para el “protocolo de intenciones” del plan, mas sin una rúbrica explícita ni de las patronales ni de la enorme banca, que tiene más del noventa y cinco por ciento del mercado hipotecario de España. “Yo espero que se sumen todas y cada una de las entidades, por el hecho de que es el instante de ayudar y de asistir a los ciudadanos. Creo que la que no se sume va a tener un alto costo reputacional”, ha afirmado la vicepresidenta, que espera que con la batería de medidas aprobadas este martes más de un millón de hogares puedan tener opciones de reducir su cuota hipotecaria “eligiendo la medida que mejor se ajuste a sus necesidades y situación financiera”.

No obstante, hoy mismo, el consejero encargado de Santander, José Antonio Álvarez, ha advertido de que “todavía se pueden generar cambios en el acuerdo”, en función -por servirnos de un ejemplo- de de qué forma se realice la refinanciación en el instante de la extensión, que “puede impactar o no en la cantidad de provisiones, y no solo ahí, sino más bien asimismo en el consumo de capital del negocio hipotecario” cuando se genera alguna extensión o alargamiento del crédito, explicó. En su intervención en el XXIX Encuentro del Ámbito Financiero organizado por Deloitte, Álvarez ha vuelto a repetir que el porcentaje de hipotecados perjudicados por la subida de tipos es “muy bajo”, teniendo presente el número de hipotecas a tipo variable firmadas en los últimos tiempos se ha reducido a mínimos. “En los últimos 5 o 6 años, el sesenta por ciento o setenta por ciento de las hipotecas han sido a tipo fijo, que son las hipotecas que tienen más peligro debido a que son jóvenes. Una vez que se ha pagado la hipoteca en los 7 primeros años, después es considerablemente más fácil”.

Por su lado, el consejero encargado de CaixaBank, Gonzalo Gortázar, ha dicho que, “de momento”, se estudia el pacto, y ha dejado claro que el campo -y el propio banco- están en buena situación para asistir a los usuarios más desfavorecidos, que es lo que harán. “Nuestra prioridad siempre y en toda circunstancia han sido nuestros clientes”.

La presidente de la Asociación De España de Banca (AEB), Alejandra Kindelán, resaltó la “plena predisposición del campo financiero a ayudar” a los clientes del servicio que lo precisen, ya antes de apuntar que “todavía debemos ver esta última versión aprobada por el Gobierno” al quedar pendientes detalles técnicos y después “haremos una valoración final”. Kindelán destacó que el campo financiero es “muy sensible” a la actual situación con la subida de géneros de interés y de “un montón de costes”, entre ellos, los de las hipotecas y aseguró que “no hay un inconveniente extendido de mora”, que se halla históricamente baja, mas que con el bulto de medidas para familias se está adelantando “una situación que se podría dar” de contrariedades a fin de que ciertas familias puedan devolver un préstamo hipotecario.

La otra gran patronal, CECA, deseó resaltar que el ámbito ya ha efectuado por sí solo un enorme esmero en elevar diferentes propuestas para “la creación un marco flexible que se adapte a las distintas tipologías de clientes”, ajustando el Código actual destinado a los más frágiles a las presentes circunstancias económicas. “Tenemos un mercado hipotecario eficaz y robusto que ha tolerado el acceso a la propiedad de la residencia de extensas capas de población. Nuestra prioridad en el diálogo con las autoridades es sostener se ese flujo de crédito asimismo para las generaciones consecutivas”.

Las mayores críticas han llegado desde en el Gobierno. La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha indicado que el pacto es “sustancialmente mejorable” por el hecho de que solo supone “un pequeño paso” y no es “la contestación que defendemos en Unidas Podemos, pues este pacto “no servirá para repartir las cargas de la crisis” y ha acusado a las entidades de finanzas de “falta de compromiso y de sacrificio” con el país. En exactamente el mismo sentido, el portavoz morado en el Congreso, Pablo Echenique, ha cargado contra la iniciativa pues “deja a muchas familias fuera” y “apenas va a reducir la cuota de la hipoteca”. En un mensaje publicado en su cuenta de Twitter, Echenique se ha referido a “las medidas que ha filtrado la vicepresidenta Calviño”, las que, a su juicio, “casi no tocan las ventajas indecentes de la banca”.

Conforme este decreto ley, se va a poder remodelar un préstamo con un género de interés más bajo a lo largo de la falta del primordial de cinco años (euríbor menos cero con uno por ciento frente al euribor más cero con veinticinco por ciento actual) y se amplía a un par de años el plazo para pedir la dación en pago de la residencia y se contempla la posibilidad de una segunda reestructuración, en caso preciso. Los hogares con rentas inferiores a veinticinco y doscientos euros al año que dediquen más del cincuenta por ciento de los ingresos mensuales al pago de la hipoteca, si bien no vean aumentada en un cincuenta por ciento el ahínco hipotecario, van a poder acogerse al Código con una falta de un par de años, un género de interés menor a lo largo de ese tiempo y un alargamiento del plazo de hasta siete años.

En lo que se refiere a familias con mayor renta, de veintinueve y cuatrocientos euros anuales, que se consideran bajo riesgo de vulnerabilidad por el aumento de la cuota hipotecaria, que les consume más del treinta por ciento de sus ingresos tras una subida de por lo menos el veinte por ciento . Para todos estos casos, que sumarían más de setecientos cincuenta, las entidades de finanzas van a deber ofrecer la posibilidad de congelación a lo largo de doce meses de la cuota, un género de interés menor sobre el primordial aplazado y un alargamiento del plazo del préstamo de hasta 7 años. En conjunto, apenas una tercera parte de las hipotecas firmadas en España se favorecerán de esta medida, como ha reconocido la propia ministra de Hacienda, María Jesús Montero.

En la conferencia de prensa siguiente al Consejo de Ministros, Calviño ha explicado como ejemplo que una familia con una hipoteca género de ciento veinte euros y una cuota mensual de quinientos veinticuatro euros tras la revisión de géneros de interés, va a ver reducida su cuota a lo largo del periodo de falta de 5 años más de un cincuenta por ciento, hasta los doscientos cuarenta y seis euros. Asimismo ha explicado que se reducirán los gastos y las comisiones para facilitar el cambio de tipo variable a tipo fijo y se suprimen a lo largo de todo dos mil veintitres las comisiones por amortización adelantada y cambio de hipoteca de tipo variable a fijo.

El Código de Buenas Prácticas va a ser de adhesión voluntaria por la parte del ámbito financiero. En una de las disposiciones del real decreto-ley se recoge que todas y cada una de las entidades adheridas al Código se considerarán firmantes del nuevo real decreto-ley, a menos que en el plazo de un par de semanas desde su entrada en vigor comuniquen de manera expresa a la Segregaría General del Tesoro y Financiación Internacional que piden ser excluidos. Este código fue asumido por Abanca, Andbank España, Arquia Bank, Banca March, Banco Bilbao Vizcaya Argentaria, Banco Caminos, Banco Cooperativo, Banco Sabadell, Mediolanum, Santander, Bancofar, Bankinter, Bankoa, CaixaBank, Caja de Ingenieros, Globalcaja, Conjunto Cajamar, Cajasiete, Evo Banco, Ibercaja Banco, ING España, Kutxabank, Open Bank, Triodos, Unicaja Banco, UCI o Wizink, entre otras muchas entidades.

El Consejo de Ministros asimismo ha aprobado el anteproyecto de ley de creación de la Autoridad de Defensa del Cliente del servicio Financiero, tras percibir la semana pasada el informe del Consejo de Estado, aparte de las medidas de alivio para más de un millón de familias hipotecadas, una vez terminado el proceso de consultas sobre el texto, que comienza ahora el trámite parlamentario que deje que en la primera una parte del próximo año la Autoridad de Defensa del Usuario Financiero esté creada. Dicha autoridad va a suponer la creación de una ventana única, sin costo para los usuarios, a fin de que puedan presentar sus protestas y reclamaciones financieras de forma más simple.

Calviño espera que todas y cada una de las entidades se sumen a este pacto en el plazo de un mes, con el propósito de que estén actuales el 1 de enero de dos mil veintitres. Conforme los datos que maneja el Ministerio, tres con siete millones de hipotecas están referidas al euríbor; 3 de cada 4 hipotecas se conceden hoy día a tipo fijo; el plazo medio residual ha bajado hasta los diez años en dos mil veintiuno y el porcentaje de hogares que dedica más de un cuarenta por ciento de su renta libre al pago de la hipoteca ha descendido en los últimos tiempos. El Ministerio ha encargado al Banco de España la preparación de una guía a fin de que los clientes del servicio perjudicados por las subidas de las hipotecas conozcan el “abanico” de opciones que ofrece el nuevo marco de protección, aparte de que el propio Código de Buenas Prácticas prevé una comisión de control concreto para observar que se cumplen estas medidas.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *