Salud

«El tiempo de operación con los marcapasos sin cables micra se reduce a la mitad»

-¿Qué beneficios acarrean los marcapasos sin cables de segunda generación que se emplean?

-El marcapasos si cables micra es el marcapasos más pequeño que existe y este reducido tamaño, así como su diseño, deja implantarlo de manera directa en el corazón de forma ligerísimamente invasiva, por medio de un catéter. La primera generación de marcapasos sin cables era uno que solo dejaba alentar el corazón en el ventrículo, sin tomar en consideración lo que ocurría en las aurículas, lo que limitaba las indicaciones a aquellos pacientes con bloqueo auriculoventricular en quienes la sincronización entre aurículas y ventrículos se consideraba no esencial, si bien en la mayor parte de los casos sí que lo es.

-Hoy día, es ya posible emplear esta clase de dispositivo en todos los otros pacientes que padecen algún género de bloqueo auriculoventricular. ¿De qué forma de común es este bloqueo?

-Históricamente, el bloqueo auriculoventricular fue la primera indicación para el uso de marcapasos cardiacos y prosigue siendo la primordial razón (más o menos un cincuenta por ciento ) para la implantación de marcapasos. La incidencia de los bloqueos auriculoventriculares aumenta con la edad y con las enfermedades del corazón. Se calcula que puede ser de hasta un treinta por ciento en determinados conjuntos escogidos.

-¿Puede concretarnos de qué manera se implanta este marcapasos?

-Por medio de la vena femoral, normalmente la derecha. Se introduce un catéter o bien vaina de liberación que se avanza hasta el corazón. Una vez allá, se le da curva a esta vaina de liberación, con lo que se alcanza el ventrículo derecho. Cuando se calcula que la zona de apoyo de la vaina es la apropiada, se libera el marcapasos, que tiene la manera de una pastilla (si bien de mayor volumen, como medio dedo meñique) y queda anclado al músculo del ventrículo. Todo esto se efectúa en un quirófano de arritmias, con el paciente sedado (no nota nada de dolor mas está despierto) y con control radiológico.

-¿Qué beneficios acarrea para el paciente esta forma de implantar el marcapasos sin cables micra?

-Se evita tener que hacer una incisión en la parte superior del tórax, que es donde se alojan los marcapasos usuales. Por ende tiene un efecto estético, al no ser perceptible por estar contenido en el corazón. Los pacientes tienen menos limitaciones para el ejercicio físico. Asimismo se evita puncionar las venas del tórax, maniobra asociada con peligro de dificultades. Asimismo se evita la utilización de cables o bien electrodos que conectan los marcapasos usuales con el corazón y que tienen una durabilidad limitada y pueden asociarse a dificultades como trombosis venosa. De manera adicional, se reduce de forma fundamental el peligro de infecciones o bien hematomas.

-¿La intervención quirúrgica dura exactamente el mismo tiempo que con los marcapasos tradicionales?

-La duración de la intervención asimismo es menor que la de los marcapasos usuales, pudiendo reducirse en más de un cincuenta por ciento. Además de esto, asimismo se reduce la utilización de anestesia general en un número notable de pacientes.

-¿Cuánto tiempo duran estos marcapasos en comparación con el de primera generación? ¿O bien cada cuánto tiempo hay que mudarlos?

-Pese a que estos nuevos micra tienen la capacidad auxiliar de advertir lo que sucede en las aurículas y acompasar los ventrículos con ellas, no se ha cambiado substancialmente la duración de la batería. Se estima una duración de unos ocho-trece años.

-Esta intervención es la primera que se efectúa en España en un centro privado. ¿Y cuántas veces se ha efectuado en la Sanidad Pública?

-En el periodo de unas un par de semanas se implantaron los 4 primeros marcapasos sin cables Micra AV en España, 3 de ellos en la Sanidad Pública y uno de ellos en el Instituto del Corazón Teknon.

-¿Es capaz para todos y cada uno de los pacientes?

-Al poder acompasar las aurículas y los ventrículos, las indicaciones para su implante se han extendido de forma notable.

-¿En cuánto se ha reducido el tamaño del marcapasos?

-El micra es el marcapasos más pequeño del planeta. Su tamaño se ha reducido mucho respecto a los marcapasos usuales. Su peso es de uno con setenta y cinco gramos y su volumen 0,8 cc. Además de esto, es compatible con la realización de resonancias imantadas.

-¿Los pacientes aprecian de alguna forma que lo llevan?

-Al estar contenido dentro del corazón, los pacientes no aprecian que lo llevan y deja no tener ningún género de limitación de movimientos ni de actividad física.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *