El título de Bachillerato y ESO se va a poder conseguir con suspensos
Sociedad

El título de Bachillerato y ESO se va a poder conseguir con suspensos

España tiene una de las tasas de reiteración más altas de Europa, si bien en los últimos tiempos ha ido bajando progresivamente, mas la idea es que sea un recurso todavía inusual de lo que es hasta el momento. Lo recogía la nueva ley educativa, la Lomloe, y ahora ese espíritu queda plasmado en el proyecto de R. D. por el que se regula para el curso dos mil veintiuno-dos mil veintidos la evaluación y condiciones de promoción de Primaria, Secundaria y Bachillerato.

¿De qué forma se logra terminar con la reiteración? «Favoreciendo el establecimiento de mecanismos de apoyo y refuerzo», afirma la regla que ahora deberá concretarse. De momento, solo se va a poder reiterar curso una vez en Primaria y cada pupilo va a recibir un informe sobre su evolución.

En la ESO, solo va a poder hacerse un par de veces como máximo y «deberá ir acompañada de un plan concreto y adaptado de apoyo para la adquisición de las competencias no alcanzadas». Excepcionalmente se va a poder continuar un año más en cuarto de la ESO si es preciso que el pupilo adquiera los aprendizajes precisos. Mas que un pupilo promocione o bien no de curso va a depender de la resolución agremiada del equipo enseñante en la evaluación de fin de curso, que dejará que un estudiante pueda pasar de curso con hasta 2 materias suspensas. El título de la ESO se va a poder lograr con «una o bien más» materias suspensas si «a juicio del equipo enseñante se han alcanzado las competencias básicas y los objetivos de la etapa». Además de esto, las administraciones educativas van a poder establecer indicaciones a fin de que, en ningún caso, el número de materias no superadas o bien la combinación de materias o bien campos no superados pueda ser «la única circunstancia a tener en consideración en la resolución sobre la promoción». Por eso los especialistas estimen que esta nueva regulación abra la puerta a diferentes niveles de demanda en dependencia de la comunidad autónoma. Los pupilos de Bachillerato promocionarán de primero a segundo con un máximo de 2 suspensos. Si al término del segundo curso tuviesen evaluación negativa en ciertas materias van a poder inscribirse de ellas sin precisar cursar nuevamente las no superadas o bien decantarse por reiterar el curso completo.

Se dejará conseguir el título con un suspenso excepcionalmente si el equipo de profesores estima que el pupilo ha alcanzado los objetivos y competencias vinculados a ese título, si no ha faltado a clase y se ha presentado a los exámenes y la media le da cuando menos 5.

Ciertas comunidades y sindicatos han mostrado su rechazo al proyecto de R. D.. «Lanzar ese mensaje de que se puede titular con suspensos, que no hay que reiterar, que se puede aprobar con las máximas comodidades es un error» ha dicho el consejero de Educación de la villa de Madrid, Enrique Ossorio. En exactamente la misma línea, el de Galicia, Román Rodríguez, ha asegurado que «va contra la igualdad de ocasiones, no puede ser igual esmerarse o bien no esforzarse». Del mismo modo, la consejera de Castilla y León, Rocío Lucas, piensa que hay que hacer frente al descalabro escolar «con más recursos y refuerzos y no bajando el nivel de exigencia».

Sindicatos como CSIF y ANPE asimismo se han manifestado en exactamente el mismo sentido. «Las reiteraciones no se arreglan con unas indicaciones para promocionar con asignaturas suspensas, sino más bien con programas de refuerzo para pupilos con contrariedades y bajadas de ratios. Estamos contra la depreciación de la cultura del esfuerzo», afirma Nicolás Fernández, presidente de ANPE.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *