Las cuentas de dos mil veintidos van a prestar apoyo al reto demográfico
Soria

Las cuentas de dos mil veintidos van a prestar apoyo al reto demográfico

Los Presupuestos de Castilla y León para dos mil veintidos dirigirán los fondos a robustecer los servicios públicos y a la restauración económica tras la COVID con un “importante apoyo al reto demográfico y un avance en la lucha contra la despoblación, online con el propósito general de fomentar la cohesión económica, social y territorial, priorizando producir nueva actividad económica y más ocupación en el medio rural”.

La Consejería de Economía y Hacienda publica el día de hoy en el BOCyL, la Orden por la que se dictan las reglas para la preparación de los Presupuestos Generales de la Comunidad para el año dos mil veintidos y establece los criterios de presupuestación, su campo institucional, la estructura de los ingresos y gastos que lo componen, como las comisiones participantes en el proceso de preparación. También, la orden relaciona la documentación requerida y sus plazos de cumplimentación.

La Junta desea convenir una nueva financiación autonómica que atienda al costo real de los servicios públicos, considerando “adecuadamente” la extensión territorial y la dispersión de la población, como el envejecimiento y la baja densidad demográfica. Además, defiende que hay que asegurar una política sustentable y responsable en materia de endeudamiento y de contención del déficit público.

La asignación de recursos libres entre los diferentes programas de gasto va a tener como líneas esenciales el desarrollar una política fiscal que promueva la inversión y el emprendimiento, que apoye a las familias, a los jóvenes y al planeta rural y a crear ocasiones de futuro tras la pandemia.

La Junta desea impulsar asimismo una política económica que mejore la competitividad y la creación de empleo que impulse la modernización de la Comunidad y afianzar una política presupuestaria con “vocación de liderazgo en la calidad y nivel de prestación de los servicios públicos, asegurando estos servicios en el medio rural ahondando en la conciliación y la corresponsabilidad y en la reducción de las desigualdades”.

El documento se alinea con las recomendaciones de la UE en el marco de la Agenda dos mil treinta de las Naciones Unidas, con sus diecisiete Objetivos de Desarrollo Sustentable (ODS) y el Pacto de la ciudad de París sobre el Cambio Climático, y asevera que el reto es impulsar un nuevo desarrollo económico, social y territorial, y continuar avanzando en la transformación a medio y a largo plazo que Castilla y León precisa; “aprovechando la ocasión, el empuje y efecto multiplicador que pueden suponer los nuevos fondos europeos”. En este sentido, el Ejecutivo va a ir incorporando progresivamente las ciento ochenta y nueve ideas que forman la plan de actuación dos mil veinte-dos mil veintitres de la acción de gobierno.

La orden apunta a presentar ideas en los programas europeos que contribuyan a la realización en las zonas rurales de los cambios estructurales precisos en consonancia con el Acuerdo Verde Europeo, y con el condicionante de los mayores costos de la prestación de los servicios públicos en territorios con elevada dispersión, superficie y envejecimiento.

El texto, recogido por Ical, desea invertir en empleo y talento para una economía digital y sustentable y convertir el medio rural desde la transición ecológica, la digitalización y la innovación. También, apuesta por robustecer y actualizar el sistema sanitario público en garantía de la salud; y progresar el bienestar y la calidad de vida de los ciudadanos desde el compromiso con las entidades locales.

Las cuentas se enfocarán también a respaldar la inversión y convertir la economía desde los campos y tecnologías claves, priorizando un ecosistema de innovación digital y la ciberseguridad; como a activar la transición a una economía circular desde la sostenibilidad impulsando el ahorro y la eficacia energética.

Resguardar las infraestructuras con un desarrollo armonioso con el entorno; desarrollar el conocimiento por medio de una educación de calidad; actuar para un mejor aprovechamiento social y económico de los recursos culturales y naturales; y robustecer la igualdad, la inclusión y la protección social, apoyando el bienestar y el desarrollo personal de los más frágiles son otros ejes básicos de actuación presupuestaria.

Plazos

En lo que se refiere a los plazos, los secretarios generales de las consejerías remitirán a la Dirección General de Presupuestos y Estadística las propuestas al articulado del anteproyecto de ley con data máxima el treinta de julio de dos mil veintiuno. También, las propuestas sobre creación, eliminación o bien modificación de programas y subprogramas se van a poder mandar hasta el dos de julio de dos mil veintiuno.

En lo que se refiere a las partidas del estado de gastos; las alteraciones que experimentan los capítulos; los proyectos que integran cada subprograma; los componentes de cada proyecto de inversión financiera; y las operaciones cofinanciadas con el Programa Operativo FEDER de Castilla y León dos mil catorce-dos mil veinte se van a poder dirigir hasta el veintitres de julio.

La previsión de los ingresos que habrán de ser estimados por los pertinentes centros gestores del gasto o bien por ciertos órganos directivos de la propia Consejería de Economía y Hacienda, las estimaciones se referirán al periodo dos mil veintiuno-dos mil veinticuatro, con data máxima de cumplimentación el veinticinco de junio de dos mil veintiuno.

Las líneas de actuación primordiales que orientarán la administración a lo largo del dos mil veintidos y, en su caso, en ejercicios siguientes, como las metas y los programas presupuestarios relativos a cada línea, para cada sección presupuestaria y para los programas van a poder cerrar hasta el treinta de julio.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *