SLC-dieciocho, el nuevo radar anti satélites LEO que China ofrece a “países amigos”
Tecnología

SLC-dieciocho, el nuevo radar anti satélites LEO que China ofrece a “países amigos”

Los satélites, tanto militares como civiles, tienen una suma importancia en el desarrollo de la guerra en Ucrania. El papel de los primeros es esperable mas el de los segundos resulta novedoso y es el que ha llevado a Rusia, en un par de ocasiones, a advertir que podrían transformarse en objetivos militares. Solo en el primer mes del enfrentamiento, 5 compañías de satélites estaban compartiendo la información sobre lo que sucedía en suelo ucraniano, conforme notificó The Washington Artículo, al paso que la red de satélites Starlink de Elon Musk prosigue siendo de mucha ayuda a Ucrania para sostener las comunicaciones por Internet a pesar del daño en sus infraestructuras terrestres.

Una escalada del enfrentamiento al espacio no es imposible tras las amenazas de Rusia, mas China ha presentado una opción alternativa para escapar del control de los satélites en la órbita baja terrestre que ofrece a “países amigos”: el nuevo radar SLC-dieciocho que la compañía estatal China Electronics Technology Group Corporation (CETC) presentó en el Airshow China dos mil veintidos de Zuhai la semana pasada.

Se trata de un radar de detección, rastreo y predicción de trayectoria de satélites LEO (Low Earth Orbit u Órbita Baja Terrestre, entre ciento cincuenta y dos mil quilómetros sobre la superficie) que dejaría a un ejército conocer en qué momento y por dónde pasan y pasarán en un área concreta para poder evitarlos y no ser detectados desde el espacio. En otras palabras, anticiparse y cegar a los presentes sistemas de vigilancia que operan desde la órbita baja terrestre.

Las órbitas de los satélites pueden pronosticarse debido que se desplazan aprovechando el efecto de la gravedad. Asimismo tienen la capacidad de impulsarse por sí solos y mudar de órbita en un instante dado, mas están limitados en este aspecto y no es su primordial modo de funcionamiento.

Sun Rui, subgerente de CETC, explicó en la convención que el SLC-dieciocho “puede advertir satélites a distancia e identificarlos y categorizarlos para formar una base de datos de radar que puede asistir a otros equipos a contestar en consecuencia… Al tiempo, manda datos de los satélites al centro de comando para asistir en la toma de resoluciones”, recoge el medio AsiaTimes.

SLC-dieciocho es un radar de banda P de baja frecuencia (250–500 MHz) de diez metros de altura y ocho de anchura. Puede operar en todas y cada una de las condiciones climáticas con un rango de busca “extraordinariamente grande”, que la compañía no ha precisado, rastrear tanto múltiples satélites como misiles balísticos y ser transportado por tierra en camiones.

Conforme el representante de CETC, el uso de la vigilancia satelital en los enfrentamientos modernos hace imperativo para los ejércitos adquirir capacidades de rastreo de satélites. CETC ya ha ofrecido el SLC-dieciocho a “países amigos” y entre los posibles compradores el medio cita a Pakistán, Van a ir y Corea del N.. Este nuevo sistema “proporciona un monitoreo terrestre parcialmente económico de objetivos espaciales para servir a países amigos… ofertando capacidades de conocimiento de la situación contra satélites en órbita baja para compensar la postura del campo de batalla” apuntó Sun Rui.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *